Jack Daniel´s

Por: Diego Cruz Martinez


“Every day we make it, we´ll make it the best we can”

 

“Cada día que lo hagamos, lo haremos lo mejor que podamos”, ésta es la filosofía con la que afronto profesional y personalmente cada noche tras la barra del Dry. La tomé prestada de una destilería ubicada en Lynchburg (Tennessee), dónde nace desde 1866 el whiskey americano más vendido del mundo.

 

Me  refiero, nada más y nada menos, que al Jack Daniel´s Nº7.

 

Llevaba tiempo queriendo rendir homenaje al “néctar de los Dioses”, como se refería a él uno de sus mayores devotos, Frank  Sinatra, así que intentaré hacerlo en este humilde artículo.

Mr Jasper Newton “Jack” Daniel´s, nacido en Septiembre de 1846 (Se desconoce la fecha  exacta), el más joven de diez hermanos de origen Galés, registró en 1866, la destilería de Louse River que adquirió años antes de manos de Dan Call (Ministro luterano, amigo de la familia, maestro y mentor de Mr Jack) convirtiéndola así, en la destilería registrada más antigua de Estados Unidos.

En ese mismo año, se implantó la filtración de cada gota de su whiskey por carbón de arce sacarino… Proceso idóneo para la suavización del destilado pero con un elevado coste de producción.

Este hándicap no pareció importarle a Mr Jack , quién no dudó en inscribir a su Old Nº7 en la Feria Mundial de Missouri, celebrada en 1904, dónde ganó la medalla de oro.

Las historias y/o leyendas sobre el significado del Nº7 son diversas y dispares. Abarcando así, desde la teoría del número de mujeres que  conquistó con sus 1´55 m de altura, Mr Jack, pasando por la forma en la que  escribía la “J” de su nombre hasta el número de la receta elegida para elaborar su whiskey.

Un dato interesante sobre la receta original: hace unos años apareció en Llanelli (al sur de Gales), un libro sobre remedios originales. Mark Evans descubrió este raro ejemplar escrito en 1853 por su antepasada, apellidada Daniels, cuyo cuñado emigró a Estados Unidos y del cual no volvió a saber nunca más. Según Evans, los  ingredientes coinciden perfectamente con la receta actual. Fuentes de la destilería se han mostrado dispuestas recientemente a echar un vistazo al libro y a la supuesta receta original de Jack Daniel´s.


Desde mi punto de vista y coincidiendo con el fallecido Michael Jackson (autor del “Atlas Ilustrado del Whisky), la versión más creíble está inspirada en el éxito de un comerciante judío que llego a regentar 7 tiendas. Mr Jack añadió old puesto que, en aquella época, no era habitual envejecer el whiskey , pero hacerlo o fingir que se hacía daba prestigio.


Mr Jack falleció en 1911 a causa de la gangrena del dedo gordo de su pié, originada una temprana mañana al emprenderla a patadas con su caja fuerte, siendo incapaz de  recordar la clave de ésta.


 El relato de su muerte propició una campaña de marketing en 2012 en el metro de Londres, cuyo lema rezaba: “Moraleja, nunca vaya a trabajar temprano”. Este fúnebre suceso dispuso a Lem Motlow (sobrino del Sr Daniel´s) como propietario de la destilería.

En cuanto a sus destilados cabe señalar, que son whiskeys ambarinos, con cuerpo, robustos, con toques ahumados, notas dulces y con matices de vainilla y caramelo. Especial mención merece “Gentleman Jack” (con doble filtrado por carbón de arce) el cual, en mi opinión es la joya de la corona de los whiskeys de Tennessee. En coctelería pueden realizar el papel protagonista de casi todos los cócteles clásicos a base de whisky, pero debido a su composición (80% maíz, 12% cebada, 8% centeno), hay que tener especial cuidado al emplearlo en cócteles dónde el azúcar sea uno de los ingredientes usados, cómo en el caso del Old Fashioned o Mint Julep, ya que podríamos crear tragos demasiados edulcorados.

 

 El Lynchburg Lemonade es el máximo representante de los cócteles elaborados a base de Jack Daniel´s aunque de estudio obligado es el “Bull´s Manhattan”, creado por Dale Degroff. Old Nº7, vermouth blanco seco y Benedictine son los ingredientes de esta versión del clásico Manhattan.

Desconozco si Keith Richards (The Rolling Stones), Lemmy  Kilmister (Motörhead) o Bono (U2) lo toman en cóctel, con cola, solo o con hielo. De lo que estoy seguro es que la banda sonora idónea para saborear un Jack Daniel´s no puede ser otra que el mítico “That´s Life” de Francis Albert Sinatra.

 

¡Salud!

Diego Cruz Martínez

 

Bartender de Dry Martini By Javier de las Muelas at the Gran Meliá Fénix

La cerveza aumenta la capacidad antioxidante
La cerveza aumenta la capacidad antioxidante
"Coctel","cocktail","destilados"
8 destilados lanzados en enero del 2015
"Bartender","fiesta"
Por qué los Bartenders somos las mejores personas para salir a fiestar?


Escribir comentario

Comentarios: 0

Suscríbete

* indicates required